Antimonio

El Antimonio tiene varios óxidos, pero en cerámica se emplea tan solo el Sb2O3. Volatiliza a 1100ºC. Tiene baja expansión térmica. Es un opacificante (hasta 1100ºC) que actúa mediante la insolubilidad de sus partículas en la matriz vítrea (como el estaño y el zirconio). Se puede reducir con facilidad y perder sus propiedades opacificantes ySigue leyendo «Antimonio»

Cerio

El óxido de Cerio CeO2 es un potente fundente que se disuelve por encima de los 1000ºC y se utiliza en cerámica como colorante y como opacificante.  Opacifica igual que el titanio, formando cristales durante el enfriamiento, y se utiliza para crear efectos especiales de opacidad en la industria del azulejo.  Como colorante, su usoSigue leyendo «Cerio»

Titanio

Opacificante por cristalización en los esmaltes. Una cantidad entre el 5 y el 10% opacifica el esmalte creando color blanco moteado de superficie mate. No respeta el brillo de un esmalte y lo convierte en mate. El Titanio actúa como opacificante pero también como modificador del color, y es un formador de vidrio condicional noSigue leyendo «Titanio»

Zirconio

Es el opacificante más utilizado, consigue blancos más apagados que los del estaño, pero es mucho más económico. Basta con un 6% para obtener una buena opacidad de color blanco (pero podemos llegar hasta el 20%). Por sí mismo produce color blanco y con plomo el color se convierte en crema. Respeta la cualidad deSigue leyendo «Zirconio»

Estaño

Es el mejor opacificante y basta con un 4% para obtener una buena opacidad de color blanco (pero podemos llegar hasta el 15%). Por sí mismo produce color blanco y además modifica hacia tonos pastel a los óxidos colorantes. Respeta la cualidad de brillo/mate de un esmalte. Es decir, si el esmalte es brillante, loSigue leyendo «Estaño»